Travesti Japonesa en Granada y la madame masturbandose.

Travesti Japonesa en Granada y con la madame masturbandose. EXPERIENCIA CON TRAVESTI JAPONESA en la ciudad flamenca en busca de travestis en Granada.

 

El otro día, decidí follarme a una mujer japonesa, ya que nunca lo había hecho. El caso es que cojo el periódico y veo dos anuncios de putas japonesas. Llamo a uno de ellos y me dan la dirección, en el centro de la ciudad de Granada. Era un piso en una calle transversal de la Calle Recogidas de la ciudad de la Alhambra. Me presento allí un sábado sobre las 13 horas y sale la madame, una mujer japonesa de unos 50 años pero muy guapa. Me dice que en ese momento no había ninguna chica en el piso, que estaban todas en la peluquería. Le digo que me lo podía haber dicho cuando llamé. Pero me dice que si quiero follar con ella está disponible. Y que también se encuentra en el piso una transexual japonesa.

A eso que le digo que me la presente y que si me gusta pues ya vería. Cuando aparece la travesti de Japón, veo una chica de unos 20 años, alta de 180cm más o menos. Vestida con un vestido corto rojo transparente, por el que se le notaban unas tetas enormes. Cuchi* tenía un cuerpazo de escándalo, una cara preciosa y la vín compae* un pollón descomunal. Enseguida le digo que cuanto me iba a costar y me dice que para entretenerme mientras vienen las chicas me lo dejaría en 30 euros. Le digo que si, por supuesto.

Travesti Japonesa en Granada y con la madame masturbandose.

Cuando la madame japonesa nos deja solos, la travesti asiática empieza a decirme que soy un chico guapísimo y que tengo un cuerpazo. Empieza a besarme y tocarme el paquete. No para  todo el rato de decirme guapo y se quita el vestido. Yo me desnudo y en cuando me ve se agacha y empieza a chuparme la polla como nunca lo habían hecho antes. Le digo que pare porque me voy a correr y me dice que me corra en sus tetas. Con lo cual ni corto ni perezoso me corro porque no puedo aguantar más. Cuando me voy a limpiar y vestir me dice la travesti que le chupe su polla. Así que empiezo a chupársela, esta limpita y buenísima.

Entonces se calienta a tope y me pone a cuatro patas y me la mete entera de un golpe. La ladyboy del país del sol naciente empieza a bombear y cuando la saca, después de unos 10 minutos sin sacarla, es para correrse en mis nalgas. Yo empiezo a restregarme el semen por las nalgas. A continuación se abre la puerta y entra la madame japonesa. Me dice, “seguir seguir” solo voy a mirar. Entonces como yo estaba súper caliente, cojo y le doy la vuelta a la trans y se la meto por el culo. Yo empiezo a bombear y veo que la madame se está masturbando mientras nos mira. No pude aguantar mucho y me corrí en su culo.

Travesti Japonesa en Granada y con la madame masturbandose.

La madame me dice que si me quiero duchar y le digo que por favor. Me lleva al cuarto de baño y me duchó ella entero. Me despedí diciendo que ya no me encarta* esperar más tiempo a las japonesas mujer. Así que me pegué el mejor polvo de mi vida con ducha incluida por parte de la madame por 30 euros.

Travesti Japonesa en Granada y con la madame masturbandose
Travesti Japonesa en Granada y con la madame masturbandose

Fotos de más travestis con pollas enormes.

Fuente: Relatos de travestis japonesas.

Cuchi- Sinónimo granadino de caramba.

la vín compae- asombro ante un hecho insólito.

encarta- indica si algo viene bien o no.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *